martes, 27 de noviembre de 2007

HOMENAJE A ORDOVÁS


Hoy se celebrará en la sala El Sol de Madrid una fiesta homenaje a Jesús Ordovás.
Escribir sobre este hombre y no sentir melancolía es para mí imposible. Ordovás estuvo 25 años al mando del Diario pop de radio3, es decir, que muchas tardes de mi vida transcurrieron con su particular voz como telón de fondo y con los grupos que presentaba en su programa como banda sonora de mi vida. Más tarde, cuando dejé de vivir en Galicia, me acompañaba en mis tediosos viajes por la insufrible N-630. A medida que pasaban las horas, el cansancio acumulado, el tráfico imposible y el dolor de riñones hacían de mis traslados una pequeña pesadilla ¿sabéis qué es lo único que me consolaba? Pasar la Canda y el Padornelo y pensar que cada vez faltaba menos para llegar al Castro (con todo lo que eso implica: familia, amigos, paisaje) y saber que el último tramo de viaje lo haría acompañada de Ordovás y su música.
Desde el uno de agosto esto ya no es posible pues con esto de las prejubilaciones se han cargado buena parte de los programas que me gustaban de radio 3 (Bulevar y Trébede entre otros). Supongo que todo el mundo tiene derecho a descansar (aunque no estoy segura de que Ordovás se haya marchado contento como unas castañuelas), pero que estos programas desaparezcan de tu vida después de 25 años... te recuerdan que el tiempo pasa, que nada es eterno... Aún por encima yo llevo tres días explicando a Manrique:
Recuerde el alma dormida,
avive el seso y despierte
contemplando
cómo se pasa la vida
cómo se viene la muerte,
tan callando;
cuán presto se va el placer,
cómo, después de acordado,
da dolor;
cómo, a nuestro parecer,
cualquiera tiempo pasado
fue mejor.
¡Ay! Pues así me siento yo: pensando que en radio 3 cualquier tiempo pasado fue mejor!!!!!!!!!
De todos modos, ordovaseros del mundo, que sepáis que Jesús tiene un espacio en myspace y desde allí seguirá presentándonos buena música.
Un besazo, Ordovás, gracias por tantas magníficas tardes, gracias por haberme descubierto tan buena música. Mis tardes sin ti ya no serán lo mismo.

2 comentarios:

Rogelio dijo...

Bueno, supongo que es el sistema de jubilaciones anticipadas que plantea RTVE y que, obviamente, está aplicando.
Yo no soy un seguidor habitual de Radio3, pero algunos de sus programas me habían logrado enganchar: "Pioneros", por ejemplo (¿qué ha sido de él?), el fenomenal "Flamencos y pelícanos" y alguno más.
En Radio 2 Clásica, ha pasado algo parecido. Cuando algunos presentadores llegan a cierta edad, ya se sabe: se los cepillan. Sin más. Eso es apostar por la inteligencia (la inteligentsia, diría yo)
Tengo una duda metafísica: ¿qué pasa con el incombustible Trecet? ¿se lo cepillan también?
En fin, regresando al tema que nos ocupa, simplemente me uno a tu homenaje, Encarna.
Bicos.

Anónimo dijo...

Pues yo, sintiéndolo mucho, no estoy de acuerdo con esa política. Me explico: me parece bien que alguien se pueda jubilar anticipadamente, pero no que "lo jubilen". trecet de momento sigue amenizando el mediodía radiofónico (a ver por cuánto tiempo); Teo Sánchez, de Flamencos..., aún durará un poquillo (creo y espero) pues aún es "relativamente " joven. En fin, viviremos del recuerdo